LAURA LOVELACE

Publicado: septiembre 18, 2014 en cine
Etiquetas:

Foto de Linda Moore

Actualmente profesora, este próximo mes de octubre que se cumple el veinte aniversario de ‘Pulp Fiction’ en Cannes, algunos la recordaréis como la cándida camarera de la cafetería. Laura no sólo hizo eso, sino que ayudó en la selección de canciones de una banda sonora que marcó época. Aparte de repetir en ‘Jacky Brown’, también hizo de bailarina para el grupo de culto Redd Kross. Una encantadora Laura nos lo cuenta desde el otro lado del océano.

¿De qué forma surgió en tu interior el deseo de ser actriz, de dedicarte a actuar?

Nunca quise ser actriz. Estudié cine con el fin de dedicarme al montaje. Para ganar dinero, trabajaba de camarera. Mi universidad en realidad no es que fuera de cine, sino una escuela de artes liberales. Elegí esa especialidad durante los cuatro años que se cursaban.

De facto, ahí surgió tu película ‘Vegetables’.

Sí, Quentin Tarantino ejerció de actor en una de mis películas de la escuela. Su papel era el de un falso vegetariano al que mata un vegetariano radical. Era un proyecto para una clase de cine mudo. Debíamos cumplir unos requisitos: una escena de persecución, un villano y demás. Era y soy vegetariana. Estaba cansada de las personas que se declaraban vegetarianas sin serlo. Aunque la película es muda, incluí canciones, muchas de las cuales se usaron luego en ‘Pulp Fiction’. Usé fragmentos de ritmos de Atlanta o de Blues.

¿Realizaste más películas?

Sólo pequeños proyectos. No quería dirigir, sólo fueron ejercicios de clase.

¿Qué películas te marcaron en tu niñez, o qué géneros?

Sobre todo cine en blanco y negro, muchísimo. Cine negro en general. También las screball comedies (Un tipo de comedias que se dieron tras la posguerra, de tramas sin sentido. N.del R.). ‘El sueño eterno’, ‘Perdición’…cualquier cosa de Preston Sturgis.

‘El sueño eterno’ es una película con una trama muy compleja. Incluso Raymond Chandler no sabía quién había asesinado a uno de los personajes de la novela.

Estoy de acuerdo. Hay un montón de confusión, información… y posibles o diferentes interpretaciones. Me gustan las películas sin un final definido. Generalmente no me interesan las películas con un final feliz muy claro, no me parecen interesantes. Los americanos son famosos por encantarles los finales felices.

Una excepción sería ‘Corazón Salvaje’ de David Lynch, ¿no crees? Parece que va a ser triste pero…

Sí, un final feliz, pero de forma tácita…

¿Qué hiciste tras estudiar montaje?

Me matriculé en un colegio de enseñanza a las dos semanas. Duró dos años. ¡Deseaba tener una casa! De hecho, falté una semana de dar clases para filmar ‘Pulp Fiction’. Una interesante charla con el director. ¿Puedo ausentarme una semana para estar en una película de Hollywood?

¿Te hubiera gustado involucrarte en otros proyectos que no fueran de Tarantino?

Crecí en Los Ángeles, así que conozco un montón de tipos en ‘Hollywood’. Gente que han hecho bastante dinero, pero se suelen apresurar en sus proyectos y nunca se sabe cuándo o donde será el siguiente proyecto. Me interesa bastante el trabajo del cine, aunque afortunadamente no es con lo que pago mis facturas.

‘Reservoir Dogs’ fue un punto y aparte. ¿Cómo viviste el éxito de tu amigo?

La empezó a grabar tras graduarme. En Estados Unidos, al menos, empiezas con una pequeña financiación en las películas. Me preguntó si estaba interesada, no quise. No deseaba trabajar largas horas sin ganar nada. Un asistente de producción que trabajó en la película, vivió en mi habitación en la casa familiar. Me sentí muy feliz, Quentin siempre quiso dedicarse al cine desde que nos hicimos amigos en el video club en el que trabajaba. Un verano fui camarera en un restaurante que compartía un parking con el video club. Solía cambiar mis propinas de un dólar por billetes de veinte en los archivos del video club. Solían necesitar cambio, y a mí no me gustaba mucho caminar con un montón de billetes que ocupaban una habitación. Mi novio y una amiga trabajaban allí. Era un gran video club, ¡el mejor!

Redd KrossExiste una conexión con Redd Kross.

Los hermanos McDonald eran amigos de un novio que tuve desde los dieciséis a los veintiséis.

Un amigo vivió uno de sus mejores conciertos de Redd Kross, cuando bailabas en el escenario con ellos.

Me agrada que le gustara. Redd Kross aman España. Esa resultó ser su primera vez en el país. En esa época vivía con una familia e iba al colegio a practicar mi español, porque era profesora bilingüe cuyos estudiantes aprendían inglés. Steve me llamó mientras yo vivía en Madrid para comunicarme que iban a ir a España y que les encantaría que me uniera a la gira. Cogí un billete de Madrid a Barcelona, viajamos a Valencia, y de vuelta a Madrid, donde bailé con ellos dos noches. Ese mes en Madrid, fue el mismo mes que ‘Pulp Fiction’ se estrenó en Estados Unidos. Mi madre me llamó al aeropuerto. La pregunté cómo iba la película. Me sorprendió su respuesta…se encontraba en el número uno de las listas. No me había enterado de nada en España, y justo volví a Estados Unidos ese lunes para dar clases. Una etapa extravagante.

¿Cómo surgió la idea de salir a bailar con el grupo?

Por lo que oí, tenían otra chica joven que bailaba al estilo de los años sesenta. Chuck, mi novio de entonces, les dijo que yo era mejor. Les intrigue.  ¿La tímida y tranquila Laura? Yo ya había sido una habitual de un club de garage underground estilo sesentas antes de conocerlos. Fui a un ensayo, y bailé alrededor a ver si les interesaba. Respondieron que sí, absolutamente. Al principio, les pregunté por otra bailarina para estar en el escenario conmigo. La consiguieron, porque no quería ser la única. Surgieron algunos interesantes e inusuales bailes. Luego, me preguntaron si quería unirme con ellos en una gira por la costa este. Dado que la banda debía pagar billetes y demás, me quedé como única bailarina. En el vídeo del Filmore se ve cómo era al principio, una bailarina a cada lado del escenario. Hubo varias bailarinas conmigo.

¿Qué canciones te gustaba más bailar?

Me sentí feliz con las canciones que tocaban. Salió ‘Neurotica’ que incluye canciones que me fascinan, aunque en directo sonaban mejor. ‘Peach Nelly Song’ y ‘Neurotica’ sobre todo. Durante una temporada versionaron el tema de Frighwig ‘Crazy World’ que me encantaba bailar. Y desde luego, ‘Blow You a Kiss In The Wind’. Incluso en Youtube puedes ver videos de un concierto tocando ‘American Nights’ y otros temas junto a Cherrie Currie, conmigo a un lado y Pat Smear de los Germs y Nirvana, al otro. Sale bastante más Pat en los vídeos, porque le dije al cámara, Dave Markey, que no me enfocara dado lo tímida que soy. Comentó que simplemente era una grabación que los McDonalds le pidieron para ver cómo quedaba el escenario y el show. Me impactó cuando vi que el metraje aún existía. Cherrie se encontraba en una época de sobriedad y enseñando aeróbic. Jeff la trajo al concierto. Yo no sabía nada. En el bis estaba cansada y sentada. Jeff me dijo, no querrás perderte esta gran sorpresa…

Y tanto.

En esos años estudiaba en la facultad, así que tuve que cambiarme y ponerme ropa de calle antes del concierto. Cherrie me dijo que estaba en buena forma. Para mí era surrealista. Siendo una gran fan de las Runaways y recibir un cumplido de Cherrie sobre mi resistencia…Cherrie fue encantadora. Hablamos poco. Se la veía algo nerviosa, hacía tiempo que no se subía a un escenario y Jeff no las tenía todas consigo de que subiera.

¿Bailaste para otras bandas?

No, y eso que el mánager de Redd Kross me preguntó si estaba interesada, porque representaba otros grupos, e incluso se ofreció a representarme. No quería ser bailarina, solo lo hice porque Redd Kross eran buenos amigos y tocaban grandes canciones que me hacían sentir bien. Ellos, al menos Jeff, solía decirme que era la más inteligente y sana de las bailarinas de grupos de Sunset Boulevard. Básicamente, la mayoría de las bailarinas eran strippers, y a Jeff le gustaba introducirme como Scripps college en los inicios, o la profesora de primaria, porque los dos primeros años que di clases, todavía bailaba a veces con ellos, como lo de España.

Volviendo al cine, ¿le sugeriste algún tipo de música a Tarantino en la banda sonora de ‘Reservoir Dogs’?

No, Quentin pensaba en música de los cincuenta, hasta que consiguió esa voz de dj de radio y pensó que empastaba mejor con la música de los setenta. La música de esa década no me interesa demasiado.

¿Cómo surgió la banda sonora de ‘Pulp Fiction’?

laura-lovelace pulp fictionSolía hacer cintas recopilatorias de regalo durante años. Cuando Quentin trabajaba en el video club, nos dijo a Chuck y a mí “cuando sea un director famoso voy a utilizar la música que me pasáis para mi película”. “Claro”, no podíamos ver el futuro. Le hicimos una cinta, una cara yo, otra Chuck Kelley. Quentin comentó que paseando por París la escuchó, y que la música surf era una gran banda sonora. Al filmar ‘Pulp Fiction’, nos preguntó si queríamos ser sus consultores, supervisando los derechos de autor; Chuck trabajó en eso más. Quentin usó la música de las cintas que le pasamos, pero si había problemas con los derechos de autor, o era muy cara, nos preguntaba por alguna canción que tuviera un sentimiento y duración similar. Fue un placer que saliera una banda sonora tan buena. Siempre he pensado que la gente aprecia la buena música si la escucha, solo que no suelen estar expuestos a buen material, por varias razones de poder y dinero.

De esos temas que no se pudieron utilizar, ¿recuerdas alguno?

No recuerdo títulos específicos que no se usaron. Pero algunos eran de artistas locales y oscuros, resultaba difícil saber quién tenía los derechos de autor, y él y la compañía de discos no querían usar música en la que no estuviera todo claro.

¿Y la versión que realizó Urge Overkill de Neil Diamond? ‘Girl, You’ll be a woman soon’.

En ese tiempo era muy fan de Urge Overkill. Quentin originalmente quería usar su versión de Hot Chocolate ‘Emma’. Me pareció demasiado obvia. Y los supervisores querían una canción de una banda nueva, no todo oldies. Creo que tuvieron algunos problemas intentando convencer a Neil Diamond para que dejara usar el tema. No le parecía adecuado que se usara durante la escena de la droga. Le convenció que, de hecho, era una canción en contra del abuso de drogas, la protagonista tiene una sobredosis. Aceptó. Urge grabaron una versión con mejor producción para sacar como single de la película.

¿Cómo ensambla la música y las escenas?

Creo que escribe primero los guiones, que tienden a tener una banda sonora añadida, de su propia selección, y luego oficialmente añade la música basado en sus deseos, los costes, esas cosas.

¿Qué tipo de selecciones hace con la música?

No sé honestamente después de ‘Pulp Fiction’. Desde mi experiencia, siempre cogía selecciones de cintas con varias canciones que le hacíamos. Pasaron años desde la cinta que le pasamos con música surf y Urge Overkill hasta la banda sonora de ‘Pulp Fiction’.

¿En cuanto a actuar en ‘Pulp Fiction’? ¿Anécdotas?

No hay ninguna. El casting y las estrellas en las dos pelis en las que he participado de Quentin han sido increíblemente amables. En ‘Pulp Fiction’, me tomé como te dije, una semana libre, sin que me pagaran desde luego, de dar clases de cuarto grado. Apareció por allí la hija de Tim Roth, que tenía una edad similar a los chicos a los que daba clase. Ella estudiaba en Inglaterra. Así que entre escena y escena, hablábamos de cosas de críos de diez u once años. Me llevo bien con ellos y jamás me aburro.

¿Cómo era dirigiendo?

Muy paciente, me apoyó bastante. Era muy tajante en cuanto separar las horas de trabajo y el ocio, en las de trabajo debías estar disponible y preparada. Salió dos años después. La fecha de realización se atrasó, es un perfeccionista editando, como han dicho varias personas.

Volviste a aparecer en ‘Jackie Brown’.

Mis escenas de rodaje se adelantaron dos días o así. Me encontraba fuera de la ciudad en un festival de música, Telluride. En lugar de disfrutar del viaje de vuelta, mi tío volvió a Los Ángeles-el festival era en Colorado- directamente en veinticuatro horas. Apenas había dormido en el instante del rodaje. Mi principal recuerdo fue lo bien que me dejaron mi peinado. Soy muy vaga para peinarme yo misma. Una parte fue quitada de la película, por cuestiones de metraje, nada vital en la historia, y me quedé sin ver cómo quedó el pelo. Salió el dvd,  se añadieron escenas editadas, y finalmente vi el peinado. Estuvo muy bien, los recuerdos son mágicos, y eso que no suelo  pararme en pensar en la película. Lo haría de nuevo, aunque ahora mismo estoy bastante ocupada e interesada en la educación.

Foto de Linda Moore.Terminemos citando donde vives, Pasadena, el lugar en el que se sitúa la sit com ‘Big Bang’. Hemos hablado antes de la entrevista bastante de la ciudad, sobre sus loros salvajes, el carnaval de las rosas rojas…Un lugar curioso, y que la amabas por ese contraste entre Lynch y Tom DiCillo.

Pasadena es súper divertida. Me encanta viajar, y cuanto más tiempo paso fuera de Pasadena, más la aprecio.

Edición extendida de la entrevista publicada en Hip Hop Life en mayo de 2014.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s